El Árbol sobre la Colina

Bringing back the forgotten flowers to Reality

Nadie escuchará...

Published by Olalla Gabrielle under on 23:47

Tic-tac llama la Dama Blanca...
Con instantes de amargura contesta la impaciencia...
Sol Vida canta la Inocencia,
pidiendo sonrisas en medio de la jadeante incertidumbre.
Y de qué vale, dime, no llorar,
si por las Noches muy calladas martilla la Agonía
en el corazón débil de aquellos que callan.
Y de qué vale, dime, luchar o no luchar,
el Libro de la Dama cuenta historias
escritas hace decenios,
dictadas por nuestras empresas,
adornadas y selladas por Su Poder.
Y de qué vale, dime...
En tanto tú cantes, yo lloraré,
¡qué importa!
Lloraré por los finales que sé que vendrán,
por las heridas incurables que acechan,
por las doncellas que vienen y van*,
por las despedidas en el sendero de mi Hogar,
y por los momentos en que llorar jamás capaz seré.

Tic-tac recuerda la Dama Blanca...
Con Hambre contesta la Realidad...
Dame Dame mascullan las arcas,
pidiendo tacto y cordura donde no los habrá.
Y de qué vale, amigo, esta protesta,
nadie la escuchará, nunca,
por senderos prohibidos para los vulgares,
andan los lacayos de lo que está construido ya,
para los que no hay Vida Prometida
ni perfumes y visiones de ensueño.
Las Historias más antiguas,
canciones de cuna de los victoriosos
que nos privan de deambular por sus Jardines.

Tic-tac lastima la Dama Blanca
con sus llamados este corazón,
no creo que alguien escuche las peglarias
de quienes caminan lejos y sin razón...

6 comentarios:

Post a Comment